Radio Crew Digital

¡Fumar mata! Tus pulmones no se regeneran si dejas el cigarro.

¡Fumar mata! ¿Cuántas veces no has escuchado esta frase? Y sí, al principio intentamos de todo para que ese vicio no nos afecte nuestra salud de manera progresiva, desde parches hasta chicles o inclusive medidas que no son para nada recomendados como los vapeadores y es que fumar nos puede provocar padecimientos como la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC) o cáncer.

Además, durante el tiempo en el que fumamos, algunos de nuestros órganos empiezan un proceso en el que van perdiendo sus funciones o se van desgastando más, lo cual puede dejar un daño irremediable en la fisiología de nuestro organismo, aunque se cree que en el caso de esta adicción si dejas de fumar, los pulmones se regenerarán.

“Es una mentira que luego que tú fumes y dejes de fumar, tu cuerpo se va a regenerar, en realidad no se regenera, lo hecho, hecho está y ese es otro de los problemas que hemos tenido. Lo que sí sucede es que el cuerpo genera mecanismos de compensación para ‘taparle el ojo al macho’ y entonces no presente síntomas”, explicó Sebastián Rodríguez Llamazares, médico neumólogo y especialista en tabaquismo del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER).

El médico comentó en MILENIO Explica que lo que sucede es que el ser humano está diseñado para funcionar únicamente con el 10 por ciento de sus pulmones, el otro 90 por ciento es reserva. El cigarro, por lo tanto, se va comiendo esa reserva.

“Entonces si tú te vas comiendo la reserva y llegas hasta el 50 por ciento, quizá el otro 50 por ciento que dejaste de reserva cuando dejaste de fumar ahora te sirve para no tener los síntomas propios de la enfermedad y por eso dejar de fumar ahora te sirve para no tener los síntomas dejar de fumar en cuanto antes, pues siempre es recomendable”, comentó.

Entonces, ¿no importa si dejo de fumar?

Sí, es importante que dejes el cigarro cuanto antes, entre más pronto se deje el cigarro las consecuencias suelen ser menos graves que si sigues consumiéndolo, debido a que sus componentes suelen afectar al organismo.

“Siempre es recomendable, porque le vas a dejar a tu cuerpo más tiempo de compensar el daño que hiciste, pero el daño hecho, hecho está”, comentó.

¿Qué enfermedades provoca el tabaquismo?

En México, de acuerdo con cifras de la Dirección General de Epidemiología de la Secretaría de Salud, hay alrededor de 60 mil personas que fallecen al año a consecuencia del tabaquismo crónico, lo cual deriva en enfermedades como el EPOC, las enfermedades cardiovasculares e inclusive algunas cerebrales.

De acuerdo con el especialista cuando alguien fuma hay daño directo del humo del tabaco con los vasos sanguíneos, sobre la integridad de cada una de las estructuras como los bronquiolos y los alvéolos que sirven para intercambiar el oxígeno, lo que se relaciona con enfermedades como el EPOC.

Otra de las enfermedades es el cáncer puesto que la célula se empieza a reproducir más rápido de lo que debe debido al estímulo del cigarro. Además de enfermedades cardiovasculares porque todos los vasos sanguíneos desde los más grandes hasta los más chicos se van rompiendo causando enfermedades como un infarto, embolia, hemorragia cerebral, insuficiencia renal.

“En términos de nivel de daño, hay daño en todos los niveles del cuerpo, el ojo, los dientes, disfunción eréctil. El problema es que no es inmediato, no es como que tu fumen en ese momento y en ese momento sientas las consecuencias, es el nivel de adicción y el consumo constante que te hace llegar a eso”, dijo el especialista.

Déjanos Tu Comentario