Radio Crew Digital

Instalarán buzón para ‘abandonar’ bebés recién nacidos en Bélgica.

En Bélgica se ha aprobado la instalación de un buzón para que madres o padres puedan dejar a un recién nacido. Sus promotores aseguran que esta cuna empotrada en una pared no solo es caliente y segura, está ante todo, supervisada.

Sin embargo, su llegada no ha sido tersa: el proyecto estuvo cancelado por tres años luego de que el entonces alcalde prohibiera la instalación y esta se tuviera que dirimir en los tribunales. Tras ganar el litigio, la organización Corvia ha obtenido el permiso para instalar el buzón para bebés en la localidad de Evere, al oriente de Bruselas.

El buzón consiste en una pequeña escotilla que, al abrirse, permite dejar al recién nacido en una cuna. El buzón cuenta con un dispositivo que alerta a la ONG Corvia para que se auxilie al menor.

Aunque debatido, el buzón instalado en Evere no es el primero del país. Desde el año 2000 la organización Moeders voor Moeders (“Madres para Madres” en español) instalaron un buzón similar. Solo ha sido utilizado en 18 ocasiones.

“Corvia no busca incitar al abandono infantil; en cambio busca ofrecer a las madres desesperadas que desean dejar atrás a su recién nacido la posibilidad de dejar a su niños en un lugar seguro”, ha declarado la organización detrás del buzón de Evere.

Si bien el anterior alcalde prohibió la instalación de dicho buzón alegando que incitaba al abandono infantil, el nuevo alcalde se ha mostrado menos reticente a la idea:

Prefiero que un niño termine en un lugar donde tendrá futuro a que sea abandonado en algún lado. Pero primero tenemos que ver si podemos encontrar una manera legal de hacer esto”, declaró Ridouane Chahid para The Brussels Times.

Antes de hacer efectiva la reapertura, miembros de la organización Corvia buscan reunirse con el actual alcalde de Evere. Luego de esta reunión el buzón podría ser nuevamente una realidad en esta localidad de Bruselas.

Déjanos Tu Comentario

Requieres Ayuda? CONTACTANOS